Alternate Text

El Punto de Quiebre

Ricardo-Salinas-Blog-El-Punto-de-Quiebre

En nuestro mundo moderno, es importante entender las epidemias sociales. En este tema una referencia estupenda es The Tipping Point”, de Malcom Gladwell.

El libro nos habla sobre el “punto de quiebre”, término utilizado en medicina para describir el momento en el que una enfermedad se convierte en epidemia y se vuelve incontrolable. Es el instante en que la gráfica del fenómeno se dispara sin mayor explicación. Profundiza, entonces, sobre acontecimientos sociales que explotan inexplicablemente.

Por cierto, otra referencia interesante, bastante más técnica, sobre el fenómeno es “Information Rules” de Hal Varian, que nos habla de las “externalidades de red” y otros “efectos de red” que explican desde el punto de vista económico este tipo de fenómenos –que se dan cada vez más frecuentemente en un mundo interconectado, no sólo globalizado.

Malcolm Gladwell atribuye estos fenómenos a tres agentes de cambio: la Ley de los Pocos, el Factor de Pegue y el Poder del Contexto.

La Ley de los Pocos: un número reducido de personas pueden causar grandes cambios. Los economistas nos hablan, por ejemplo, de la regla del 80/20, donde el 20% de la gente es responsable del 80% de un fenómeno: el 80% de los crímenes son cometidos por el 20% de los criminales, el 20% de los conductores son responsables del 80% de los accidentes automovilísticos, etc.

El Factor de Pegue: hay ideas que pegan y otras que no; hay variedades de bacterias que se expanden fácilmente y otras que mueren; hay productos que acaparan los mercados y otros que desaparecen sin remedio. Algunos fenómenos simplemente gozan del Factor de Pegue, lo que favorece su expansión. En el contexto de las ideas, un libro estupendo que comentaré en el futuro es “Made to Stick: Why Some Ideas Survive and Others Die”, donde los hermanos Heath nos hablan de seis características que hacen que las ideas “peguen”.

El Poder del Contexto: finalmente, el contexto social es importante. Los seres humanos son sumamente sensibles a su ambiente y al comportamiento de sus semejantes.

Generalmente entendemos los procesos de cambio como algo paulatino, con una temporalidad prolongada, así que cuando nos enfrentamos a transformaciones sociales inmediatas nos resulta difícil comprenderlas y asimilarlas. Gladwell nos da elementos para lograrlo. Siempre tendemos a suponer los procesos sociales como el movimiento de un péndulo, que va y viene, con ritmo, sin movimientos bruscos. “The Tipping Point” desmiente esta visión con argumentos contundentes.

Gladwell documenta su hipótesis con varios estudios de procesos sociales que repentinamente explotaron: es el caso del inicio de ciertas modas como la de los zapatos Hush Puppies, al borde de la extinción en los noventas y que de pronto se encumbraron en las preferencias del consumidor, sin recursos publicitarios de por medio; la gente simplemente empezó a adquirirlos de nuevo. El autor plantea que así son las epidemias sociales: sorprendentes.

Analiza cómo un evento aislado, sembrado en el contexto social correcto, bajo las condiciones adecuadas, se convierte en un fenómeno mundial, rebasando fronteras y clases sociales.

La televisión es beneficiaria natural de las epidemias sociales. En este sentido, el libro nos ayuda a comprender, por ejemplo, la rápida expansión de TV Azteca que creció prácticamente desde cero, hasta lograr un 40% de la audiencia en un tiempo relativamente breve. Las condiciones existentes —monopolio y escasa libertad de expresión— favorecieron la entrada de un medio de comunicación libre. Abundando en esta visión, encontramos proyectos dentro de la empresa que a su vez han sido fenómenos sociales, como “Mirada de mujer” que transformó la forma de contar historias en televisión y “La Academia” que fue el semillero de una nueva generación de estrellas musicales cuando el país atravesaba por una sequía de talento.

En síntesis, The Tipping Point habla sobre el “punto de quiebre” de epidemias sociales, sobre tendencias irreversibles y cómo ser parte de ellas o detonarlas, siempre que se relacionen con un cambio positivo. Sin duda, entender nuestra sociedad y sus transformaciones es una condición necesaria para que los negocios sean parte orgánica de la misma y contribuyan en su evolución.

¿Te gustó este blog? ¡Califícalo!

Total de Votos: 19

Ranking: 4.42

Únete a la conversación


patsy sarahi barrera cruz, ciudad de méxico 09 octubre, 2017

Muchas personas creemos que para que funcione un proyecto de forma viable, se requiere de un grupo grande de personas para que éste se logre, pero en la lectura de "Punto de quiebre" nos da a entender que para que surjan los cambios no precisamente se requiere de tanta gente para que el proyecto sea exitoso. Basta con hacer las cosas diferentes y empezar a corregir todo aquello que perjudica el crecimiento del mismo.

Roberto Román, Torreón, coahuila 09 octubre, 2017

Definitivamente el punto de quiebre se puede dar en cualquier actividad o grupo en el que estemos relacionados, considerando que la información es clave para generar esos puntos de quiebre, ya que en función de su veracidad y aplicación es que se puede gestar un cambio. El buscar hacer las cosas de forma diferente no basta, es necesario contar con herramientas y datos reales que podamos compartir y que a mediada que más y más personas los van conociendo mientras les hace lógica en su vida diaria, estaremos "ganando" adeptos y con ello iniciando el movimiento de cambio que deseamos.

JOSE IRAD MUÑOZ MONTENEGRO, matamoros coahuila 28 mayo, 2015

A veces creemos que se nececita de mucha gente para realizar un cambio y no es así. Debemos de usar más la ley de los pocos en nuestras vidas y trabajos y veremos que nos irá mejor.

Demofilo Balbuena Constantino, San Cristóbal de las Casas, Chiapas 16 agosto, 2013

Se. Salinas. Agradezco su artículo. Me desperté de un sueño en que venía la frase

Guillermo van Immerzeel, Cusco, Peru 29 marzo, 2013

Desde 1988, diseñé la metodología Pachamama Raymi para producir el “punto de quiebre” (Tipping Point) en erradicar pobreza. No utilicé esas palabras; en mi vocabulario lo llamo “masa crítica” que tenía que ser alcanzado. La metodología Pachamama Raymi capacita y motiva a familias y sus comunidades para adquirir las capacidades necesarias para derrotar la pobreza con toda su energía. La gente hace todo dentro de sus nuevas posibilidades para mejorar su salud, sus viviendas y cambiar el manejo de sus recursos, reclamándolos para que sean productivos. Los resultados son impresionantes, sobre todo la velocidad con la que la gente mejoren sus condiciones. Pachamama Raymi fija una meta clara para el porcentaje de familias movilizadas: más del 50% en tres años o menos. Es el punto a partir del cual las nuevas capacidades y la motivación se difunden rápidamente y de forma espontánea al resto de la población. En otras palabras, Pachamama Raymi alcanza el “punto de quiebre” en erradicar pobreza en muy poco tiempo. Con ello, los resultados del proyecto no sólo son sostenibles, se convirtieron en una epidemia bondadosa que alcanzará a todos. La pobreza rural es un problema monstruoso. Difícilmente se puede obtener una ilustración más convincente del enorme alcance y potencial del “punto de quiebre” que la erradicación de la pobreza. Ver también: www.pachamamaraymi.org

Karla Elizondo, karla.elizondo@theeverestgroup.com 24 septiembre, 2010

esto es un buen punto pra detenerse a reflexionar

Rodrigo Leiner, Queretaro 24 mayo, 2010

Si la vida se pudiera ver con positivismo ante cualquier adversidad nuestra vida cambiaria muchisimo el universo nos daria lo que pidieramos y nuestra alma y corazon estarian llenos de eso que algunas veces nos hace falta para seguir adelante. El cambio esta en ti y depende de ti hacerlo, ya que eres un ser humano autonomo llegaste solo a este mundo y te retiraras solo asi que lo unico que nos queda es no dejar que este punto de quiebre llegue a nuestras vidas y afrontar cada situacion con valor responsabilidad positivismo y una sonrisa.

IRENE, D.F. 29 septiembre, 2008

En esta famosa relación de 80-20 es una realidad la que vivimos a nivel mundial donde la riqueza se concentra en menos del 20 % de la población mundial y sus deciciones y acciones definen el rumbo del resto de la población en la tierra. Me encanta descubrir recomendaciones de bobliografia que amplian mi conocimiento.

Juan, D.F. 29 septiembre, 2008

Uhm a pesar que no me gusta pasar por el moderador antes de publicar por lo que pensaba no comentar otra cosa, pero como mis comentarios quedaron pues supongo que si hay libertad. Es interesante lo del punto de quiebre sin duda hasta que punto aplica a ciertos niveles y otras caracteristicas propias de Mexico. es sobre todo interesante que se mencione TVAzteca, todavia recuerdo los canales por separado, imevision, la soprendente calidad inicial recuerdo para los peques Caritele, y un programa de concursos de Guadalajara (no recuerdo el nombre) con mexicanos de verdad morenitos, no solo los "gueritos" (esto realmente es lo que alzo a TVA desde mi punto de vista, hoy para mi no hay diferencia), se contaba con un 80% o mas, de anuncios de Elektra, y la guerra y acuerdo supongo con Televisa, el altercado con aquel canal.... Sin embargo en todo eso, el punto de quiebre solo lo veo como un 20%. Es agradable, este punto de cierto contacto, que abre con este, su/nuestro blog (pues es publico) Saludos a todos y gracias

Carlos Rmrez, Mexico 26 septiembre, 2008

El texto permite volcarse en la reflexión, pues me hace pensar que las epidemias se pueden observar siempre en dos sentidos, las positivos y las negativas. Un ejemplo de Negativa seria el entorno económico actual, así como los índices de criminalidad; y romper con la epidemia tiene en términos médicos 2 vertientes, la alópata, que de manera figurativa sería el combate directo a la delincuencia con armas y violencia, aún y cuado genera cicatrices en la sociedad y es difícil de controlar, y por otro lado la homeópata, que consistiría en infundir valores morales, amor a la patria, a la familia etc.,buscando siempre una causa que nos de sentido de pertenencia y unidad, para poder sortear las epidemias negativas.

Oscar, Mexico DF 26 septiembre, 2008

Situaciones simples que cambian masas y que brincan a escala mundial. Ubicar y encontrar los puntos que marcan tendencias son dificiles de encontrar

Magdalena Avila, Capta 26 septiembre, 2008

Es muy interesante que comparta este tipo de informacion ,y refrenda la admiracion a su persona por su gran vision para los negocios y el amor a nuestro pais y a su familia por dejarlos en alto.

Claudia Letycia, Saltillo Coahuila 25 septiembre, 2008

No he leido el libro pero me parece una buena excusa para ir a comprarlo y comenzar a leerlo. Me llama la atencio los tres agentes de cambio, aplicados a nuestra area de trabajo es decir como un 20 involucrdo contagia al 80 restante en envolverse y no solo trabajar para trabajar y obtener porque no un cambio que no se imaginaba por limitarnos. Es verdad como comenta no es lo mismo China que Mexico y aun en la misma ciudad no es lo mismo los del sur que los del norte, la cosa es trabajar con lo que tenemos y buscar y aplicar cuanta estrategia nos haga mejorar. Me gusto eso de La ley de los pocos que genera el Factor de Pegue y de robote nos lleve al Poder del Contexto. Saludos y Gracias

Ruben Gomez, panama 23 septiembre, 2008

Excelentes referencias bibliograficas, y sobre todo la forma en que nos ayuda a entender la evolucion de situaciones sociales, economicas y de negocio con este resumen. Saludos

tony, 23 septiembre, 2008

lo mas importante de los cambios es aprender de ellos, observarlos y sacarles provecho.. CREAR NUEVAS NECESIDADES A LA SOCIEDAD E INVERTIR.

JULISSA AMAYA, DF 23 septiembre, 2008

EN SI ES MUY INTERESANTE LA VISION DE ESTE LIBRO, ES VERDAD QUE DETALLES PEQUEÑOS PUEDEN CANALIZAR GRANDES VARIACIONES EN EL COMPORTAMIENTO SOCIAL Y ECONOCMICO DE UNA POBLACION, AUNQUE MUCHA VECES LA PREFRENCIA POR UN CAMBIO DEPENDE DE EN SI DEL COMPORTAMIENTO SICOLOGICO DE UNA MASA, SUPONGO QUE ES AHI CUANDO SE PRESENTA UN PUNTO DE QUIEBRE... INTERESANTE EL COMENTARIO DE ESTE LIBRO....!!!

entradas relacionadas

Encuentra tu elemento En memoria de Sir Ken Robinson
Seis reflexiones ante el inicio de la reapertura
Mises en México (1): el comercio es la paz